Nueva York


Buses de Nueva York

Dejemos algo claro: el medio de transporte más eficiente para el visitante de Nueva York es el metro. Llega prácticamente a todos los rincones de la ciudad y es el más rápido. Ahora bien, si no se les da bien el subte, se aburren del metro, o tienen tiempo y quieren descubrir la ciudad mientras se trasladan, entonces el autobús es una buena opción.

Guía de los Buses de Nueva York:

  • Dónde conseguir mapas y recorridos de los autobuses
  • Tarifas de los buses
  • Cómo reconocer los paraderos de los buses
  • Cuál es la frecuencia de los autobuses
  • Diferencia entre buses locales y expresos
  • Cómo planifar eficientemente sus viajes

Igualmente, en caso de que tengan movilidad reducida, los buses son la mejor alternativa, puesto que son modernos y están completamente equipados para prestar este servicio, no así el metro que es un sistema antiguo que no cuenta con escaleras mecánicas y ascensores en la mayoría de las estaciones.

En definitiva, no es que no nos gusten los buses, ciertamente es un sistema eficiente y al igual que el subway funciona las 24 horas del día los 7 días de la semana. El asunto es que Nueva York, especialmente en Manhattan, los embotellamientos son pantagruélicos haciendo al transporte superficial lento y caótico. De hecho, la mayoría de los neoyorquinos ni lo consideran, están claros que subirse a un autobús en las horas punta los puede dejar atrapados en uno de los famosos atascos de la ciudad.

Una vez advertido esto les daremos algunos consejos prácticos para usar los buses de New York. Lo primero que deben saber es que son parte del mismo sistema que opera al metro: la MTA (Metropolitan Transpor Authority). Por ello las mismas reglas básicas para viajar en el metro aplican en los buses.

Mapas y recorridos de los buses

Es sistema de buses tiene más de 300 rutas distribuidas en los cinco distritos de Nueva York. La nomenclatura para identificar cada recorrido comienza con la inicial del distrito, así las rutas M son de Manhattan, las B de Brooklyn, las Q de Queens, las S de Staten Island y las Bx del Bronx.

Si quieren planificar su viaje encontrarán el plano de las rutas organizadas por distrito aquí. A diferencia del metro, no existe un mapa de bolsillo manejable y gratis, y verán que es un cerro de información bastante más complicado que procesar que el metro. Después no digan que no se los advertimos =).

Tarifas de los  buses

Para subirse a ellos necesitan la misma Metrocard que adquirirán para viajar en el metro, aplicando las mismas tarifas (single ticket, pey per ride y viajes ilimitados de 7 días y un mes), con la única diferencia de que también podrán subir sin Metrocard siempre y cuando tengan los US$ 2,5 exactos en monedas (no se aceptan centavos). El conductor no manipula el dinero, deberán depositarlo directamente en una máquina, así que si no tienen Metrocard ni monedas a caminar se ha dicho.



La ventaja de usar la Metrocard es que pueden hacer conexión bus-metro, metro-bus, o bus-bus pagando un solo viaje, siempre que ocurra en un máximo de dos horas. No así si pagan en efectivo.

Cómo reconocer las paradas de los buses

Las paradas de los autobuses (bus stop) están cada dos o tres cuadras, y se distinguen por un letrero azul, usualmente ubicado en postes en las esquinas de las calles, donde con frecuencia se especifica los horarios y el recorrido.

El servicio solo se detiene en las paradas oficiales. Ahora bien, entre las 10 pm y las 5 am existe el servicio “Request-A-Stop”, pensado para la seguridad de los usuarios. Eso significa que si se acercan al conductor y le indican oportunamente dónde quieren bajar -aunque no sea una parada oficial pero esté dentro del recorrido- así lo hará.

Cuál es la frecuencia de los buses

La frecuencia de los buses es buena aunque obviamente depende del tráfico. Al igual que el metro, el número de buses disminuye después de la medianoche, los fines de semana y días feriados. En este enlace encontrarán los horarios de cada recorrido para que se familiaricen con ellos.

Diferencia entre buses locales y expresos

Los buses expresos suelen funcionar solo los días hábiles y en las horas punta. Unen un distrito con otro sin hacer paradas intermedias, haciendo mucho más rápido el servicio. Pero, su costo es alto (US$ 5,5) y están sujetos a la congestión vehicular. Si tienen una Metrocard pay per ride se les descontará esa cantidad, no así con la Metrocard de viajes ilimitados que sólo sirve en los buses locales. También pueden pagar con monedas. Nuestra recomendación: no se compliquen la vida, ¡usen el metro!

Planificando los viajes

Si cuentan con acceso a internet (recuerden que ahora hay WiFi gratis en los parques de Nueva York) y quieren chequear las rutas, conexiones y tiempos estimados del trayecto, usen google maps: ponen el punto de partida y de llegada de su trayecto, hacen clic en la opción “transporte público” y tendrán todas las opciones disponibles para su viaje. Allí podrán discriminar si solo quieren viajar en buses, metro o una combinación de ambos.

Foto de Metro Centric bajo una licencia Creative Commons (CC BY 2.0)

Comentarios y recomendaciones

comentarios

Powered by Facebook Comments

¿Te gusta lo que lees? Síguenos para más: